A todos los que os asomáis a este rincón, gracias. A todos los que compartís un pedazo de tiempo vestido de letras, gracias.
A todos aquellos que aún creen firmemente que la palabra es un alimento para el alma ¡¡gracias!!

"Poesía es la unión de dos palabras que uno nunca supuso que pudieran juntarse, y que forman algo así como un misterio"
Federico García Lorca
"Lo admirable es que el hombre siga luchando y creando belleza en medio de un mundo bárbaro y hostil."
Ernesto Sábato
"La vida es aquello que te va sucediendo mientras te empeñas en hacer otros planes."
John Lennon
"Cuida tus pensamientos porque se volverán palabras. Cuida tus palabras porque se transformarán en actos. Cuida tus actos porque se harán costumbre. Cuida tus costumbres porque forjarán tu carácter. Cuida tu carácter porque formará tu destino y tu destino será tu vida..."
Gandhi.

MySpace Generators

Caminan conmigo

viernes, 31 de agosto de 2012

En ti...




Eres la tormenta

de todas mis horas.

Batalla cruenta

de tu boca en mi boca.



La noche inflamada

en la piel del deseo.

Tu cuerpo en mi cuerpo

¡tu fuego en mi fuego!



Puñales y lenguas,

hiriendo la carne.

Acortando distancias

¡incendiando la sangre!



El viento en tus manos

lamiendo mis dedos,

robando en mis labios

¡hasta el último beso!



Un cáliz de vida

comulga en mi cuerpo.

Es tu dulce hombría

tejiendo embelesos.



Terciopelo blanco

arropando mi pecho

mientras amaneces

y yo en ti ¡florezco!

jueves, 30 de agosto de 2012

Pequeño




Pequeño…

quiero tan solo un pequeño amor, pequeño.

Uno que sepa comprenderme en mis silencios,

uno que aprenda a ser caricia piel adentro

y se sorprenda con la lluvia

y me desnude bajo el viento.

Pequeño…

que no destruya los senderos de los sueños,

que no detenga su reloj en el paisaje del recuerdo

porque ya sabe lo importante

que es aprender en cada instante a amar el tiempo.

Pequeño…

que no pretenda encadenarme con un beso,

que no salpique con su orgullo los momentos,

que no le importe ser un loco e ir por mi vida

con el pecho al descubierto.

Pequeño…

que quiera amar uno por uno mis defectos,

que cuente diez antes de herirme sin remedio

y aprenda a hablar en el lenguaje de mi cuerpo.

Pequeño…

yo solo quiero ese rincón donde te encuentro,

donde tus ojos y mis ojos sean silencio

acariciándose hasta el alma

en la quietud de un dulce beso.

Pequeño,

un pequeño gran amor…¡tan solo eso!

miércoles, 29 de agosto de 2012

Qué vuelva...






Volved a mis ojos, mis niñas traviesas,

de miradas dulces, de dulce inocencia.

Volved a traerme la luz de una estrella,

subida entre nubes de blanca apariencia.



Traedme de nuevo las manos abiertas,

las calles sin miedo, la gente despierta.

Volved a traedme la risa en la escuela,

el sol en invierno, lluvia en primavera.



Traedme cuadernos que sueñen con letras,

los juegos del viento, los niños que vuelan.

Traedme esperanza, flores en la tierra,

raíces que amarren, semillas que crezcan.



No quiero esta niebla que todo lo quiebra,

que oscurece el alma ¡que el alma envenena!

No quiero este llanto de sombras y fieras

que acechan la vida por dentro y por fuera.



No quiero la sangre brotando en la acera,

los huesos con hambre llenos de miseria.

No quiero serrines empolvando cabezas,

ni mentes cerradas ¡con candado y cadena!



Que vuelva la vida a ser “solo” vida,

sin tantos derrumbes, sin tantas heridas,

sin tanta pobreza, sin tanta desidia

¡sin tanta carroña pudriendo los días!

Sin tantas calumnias, ni tanta política,

sin tanto ocultismo ¡ni tanta mentira!



Que vuelvan los niños a comer sonrisas,

a vivir despacio, a soñar deprisa.

Que vuelvan las tardes a buscar la brisa

de un mañana digno ¡qué vuelva la vida!

domingo, 26 de agosto de 2012

Me sabe a ti




Me saben a ti las palabras.

Las que digo.

Las que callo.

Las que cuento.

Las que amarro.

Las que oculto.

Las que abarco.

Las que grito en el silencio

y se tatúan en los labios.

Me saben a ti los desgarros

de los besos no besados

de las bocas, de las manos

que se yerguen desahuciados

y se clavan en un llanto

ya llorado ¡ya llorado!

Primaveras que no llegan,

que se enferman en la espera.

Florecillas regazadas

en el charco de una vela

y un invierno mal hallado

que no cesa ¡que no cesa!

Me saben a ti los pedazos

de mis días inconclusos,

de mis tardes sin ocaso,

de esos horizontes burdos

sobre el cristal dibujados.

A ti me saben las noches.

A tu cuerpo “bienamado”

a tus ojos de colores

con ese crespón incendiado.

¡La vida me sabe a ti!

¡Déjame saborearlo!

sábado, 25 de agosto de 2012

Inacabado



Yo no he de ser pobre eternamente.

Ni he de ser eternamente estéril.

Aún espero que alguna vez se me acerque

el amor inexplicable con su inexplicable tesis.

Aún espero que alguna vez el amor me albergue

y me deslumbre y me contenga con su génesis

y se derrame entre mis venas lentamente

y haga de mi sangre un territorio fértil.

viernes, 24 de agosto de 2012

Miedos




Soledad. Al principio y al final… soledad.



Es cierto que me dueles como si fueses mío

como si fueses la piel que cubre mi carne

y sostiene mi cuerpo ¡latido a latido!



Me duele tu voz lejana, su precario sonido,

tu boca indecisa, tus labios dormidos,

tus dedos ausentes en mi torpe delirio.



Estar y no estar. Llorar sin llorar.

Amar sin amar. Los pies en el suelo

sabiendo que nunca podremos volar.



Y te escondes en mí.

Vas dejando señales, de piel para dentro,

para que te encuentre en todo momento.

Te quedas presente entre mis ayeres,

en los almanaques que hay en mis paredes.

Te quedas dormido cerca de mi ombligo,

donde los naufragios no tienen sentido.

Eres laberinto trepando en mi pecho

y quiero descifrarte ¡recorrerte entero!

Pero en este exilio donde ahora habito

no cabe la luna entre mis ojos heridos.



Y aunque todo es distinto y parece distinto,

el miedo, ese miedo tuyo, ese miedo mío…

sigue siendo el mismo.



Soledad. Al principio y al final… eterna soledad.

¡Ay beso!





¡Ay beso! que me llegas

en sutil arrebato

y floreces en mi boca

como un cielo de Abril.

Trasnochas sobre el río

cual plateado astro

y te derramas en las hordas

de mis labios carmesí.

¡Ay beso! que me enciendes

la vieja luz del faro

que alumbra aquellas olas

que te vieran venir.

Te asomas a mi pecho

de frágiles retazos

y siembras amapolas

con tu dulce elixir.

¡Ay beso! que me llegas

tan suave, tan callado,

no te marches de mi boca,

¡tú naciste para mí!

Para que retorne el verbo

a conjugarse en mis labios

mientras a mi piel se asoma

tu piel ¡ya sedienta de mi!

miércoles, 22 de agosto de 2012

Quédate

Fotografía de Carlos Perez




Quédate conmigo

cuando lloren las flores

y una lluvia de pétalos

halle la oscuridad.

Cuando tiemblen mis labios

y mi voz no se escuche

y te entregue en silencio

toda mi soledad.

Quédate entre mis sombras,

en la luz de mi cuerpo,

sosteniendo en tus manos

la caricia aún por dar.

Quédate entre mis horas

llenas de espacios negros

dibujando paisajes

en mis ojos de mar.

Enséñame ese camino

que me lleve a tu pecho

y muéstrame cada herida

que dejó el tiempo al pasar.

Quédate conmigo,

cuando en mis manos sea invierno

y solo quede un latido, ese único latido,

que aún nace para amar.

martes, 21 de agosto de 2012

Sucede




A veces me sucede

que muero lentamente

bajo tu boca herida

de un silencio mortal.

Me encierras en tu istmo

de rítmicas sonrisas

y muerdes cruelmente

estas ganas de soñar.

Sucede que es preciso

saberte en todo instante

se me hace necesario

poderte contemplar.

Sentir tu cuerpo erguido,

tu piel desnuda y mía.

Sentirte en mis sentidos

¡hacerte delirar!

Dibujar tus latidos

sobre mi pecho blanco

y al borde de tu ombligo

empezar a navegar.

A veces me sucede

que invades mis espacios

y tu boca en rebeldía

se hace beso en el portal.

No puedo regresarte,

¡llevarte hasta el olvido!

Estoy presa de tus ojos

¡ya solo te puedo amar!

Amarte con mis manos,

amarte sin descanso

amarte simplemente

y después…volverte a amar.

lunes, 20 de agosto de 2012



No puedo volver.

Hay un lugar en mi memoria,

un lugar lleno de escombros,

de ruinas solitarias y rotondas

donde un cuervo con alas de plomo

desmenuza y destruye, gota a gota

los restos de una infancia ya sin ojos.

Es un lugar sin nombre,

allí no estuvo dios, allí no estuvo.

Allí solo estuve yo y mi dolor insomne

allí maldije tu voz, tu tinte oscuro,

allí se murió la inocencia tras los barrotes

y una niña quedó huérfana, llena de nudos.

No…no puedo volver.

Ya no me quedan lágrimas y es absurdo,

es absurdo,

que aún llore sin llanto

que aún sangre sin sangre

la costra que cubrió la herida

que mató mi pecho

que mató a la niña

y despojó de velos

y expulsó a la vida

a una mujer rota

a una mujer vencida

que aprendió a lamerse

sus propias miserias,

sus propias heridas

a base de golpes

vestida de ira.

No. No voy a volver.

Tú ya te llevaste

más de lo que había,

ya no te consiento

ni un solo dolor, ni una sola herida.

Hoy vengo a enterrarte

hasta el fin de mis días.

sábado, 18 de agosto de 2012

Solo eso me nace



Amarte, amarte, amarte

Con la piel abierta.

Con el alma al aire,

la carne desierta

de ayeres ¡de cárceles!

Amarte completa

sin anclas, sin lastres,

sin sombras inquietas

mordiendo la calle.
Amarteamarte, amarte  

desmesurada e íntegra,

extensa y alocada

insensatamente amante,

Y con la voz de mi piel

poder susurrarte,

acariciarte,

nombrarte

de norte a sur, de dentro a fuera

¡de parte a parte!
Amarteamarte, amarte  

Acércate.

Conclúyeme.

Entrégate.

Haz de mi ternura una cometa de papel.

Junto a ti volaré.

Haz de mi caricia un precipicio con su red.

Aquí estaré.
Amarteamarte, amarte  

solo eso me nace…

viernes, 17 de agosto de 2012

Incoherencias





III.


Déjame llorarte hoy.

Hoy,

que desnudo mi voz

sin pudor,

sobre una gota de mar,

sobre el vuelo de un halcón

que aún no ha aprendido a volar.

Hoy,

que una tormenta de hielo

corretea por mis venas

y amenaza con helarme

piel adentro, el corazón.

Deja que esta líquida tristeza

me envuelva y me derrame,

déjame… déjame llorarte hoy,

hoy yo quiero pronunciarte

con todos tus nombres

hacerte verbo entre mis labios,

sombra de todas mis noches

y conjugarte

y apaciguar este llanto

que no cesa de llorarte.

Deja que se clave entre mis manos

esta inconclusa tarea de amarte,

amarte sin voz, sin boca, sin labios

¡amarte sola! ¡solo amarte!

jueves, 16 de agosto de 2012

16 de Agosto 2012 - Incoherencias...



La tarde aún muerde mis pestañas

y un sol contundente,

va profanando las lágrimas

que se han desnudado en mis pupilas.

No estás.

Y hay un llanto herido que lleva tu nombre

y se me ha clavado en el alma.

No estás.

Apagué la luz y encendí la oscuridad.

Apagué mi voz para ti…

y ahora solo quiero,

sentarme en silencio

con mi soledad.

miércoles, 15 de agosto de 2012

Presentación "Versos Inconexos"







Hoy quiero dejaros algunas fotos del aquel hermoso día... un día especial, lleno de tensiones, de emoción y de experiencias nuevas. Elena y Chema, son los dos "ángeles" (como dice Chema) que me cogieron de la mano y me acompañaron en el trayecto e iluminaron con su cariño y su buen hacer...Gracias a los dos. Y doy gracias también a todos aquellos que estuvieron allí presentes, a mi lado y también a todos los que me animaron y me apoyaron durante el camino. Un abrazo inmenso para tod@s

Hay días




Hay días que comienzan como si nada.

Como si todo fuese niebla,

humo disipado en la garganta,

hasta que escucho de nuevo tu voz,

tu voz profunda y rota,

tu voz casi olvidada

y vuelves a mirarme

con ese mundo de fuego

oculto en las pestañas,

vuelves a incendiar la noche

¡a quemar la pira de la entraña!

¡Resurges!

¡Resurges y abarcas!

abarcas toda memoria con sus bocas hambrientas,

hambrientas todas ellas de una única boca (tu boca)

con sabor a escarcha, a luna ¡a máscaras mojadas!

tu boca…

Tu boca, melodía de pieles,

hacedora de orgásmicas sábanas,

templo de dulzura donde se convocan

el derroche de los ángeles,

la pasión desclavada, lengua a lengua

y la tierna humedad de la carne

poblada ya de ti y de tus aromas.

Hay días que comienzan como si nada

y de pronto,

la impronta de tu cuerpo llega

y mi memoria… te abraza.

martes, 14 de agosto de 2012

Vuelo








Hoy quiero soñar que sueño

(y te sueño)

y vuelo

y extendiendo mis alas al viento

y rompo las cadenas

que aún atraviesan mi pecho

¡las cárceles de mi cuerpo!

(y vuelo)

y sueño que despierto

y vuelo

Hoy quiero sentir

en mis pies descalzos

la brisa del mar,

la aspereza del suelo

la tristeza del tiempo,

la nostalgia de un beso

besando mi cuello.

Quiero sentir que puedo,

que llego

¡que es tiempo!

de encontrarte

de encontrarme

¡de mirarte!

de sostener en mis manos

tus dedos junto a mis dedos.

Es tiempo,

es nuestro tiempo

y quiero sentir que puedo,

que puedo volar de nuevo,

sin lágrimas clavadas en el vientre

sin heridas sangrando sobre el suelo.

Solo tú.

Solo yo.

Tu piel y mi piel,

construyendo un nosotros

bajo el mismo cielo.

domingo, 12 de agosto de 2012

Cumple Michael Mozart - Piano 1, 2 Guys, 100 pistas Cello - ThePianoGuys




Mas... quiero más..

Hombre





Hombre… con piel de hombre

ojos de otoño, pestañas negras.

Hombre, de pecho oscuro

que martirizas todas mis venas.

Bebo lenguas y besos,

besos y lenguas en cada espera

y siento como remueves

gota por gota, mi sangre entera.

Hombre, que me desnudas

en la distancia que da la ausencia.

Hombre, que me sostienes

ebria de bocas y de tinieblas.

Eres como la lluvia

que cede al tiempo su fortaleza.

Eres como la roca

que horada el pecho gris de la tierra.

Eres como la sombra

siempre presente, callada y quieta.

Eres como el camino

que nunca acaba y nunca comienza.

Hombre, con piel de hombre,

yo he de encontrarte entre las veredas.

Extenso como un océano

que abraza al viento con sus mareas.

Intenso, bello y conciso

como un paisaje de nubes llenas.

Hombre, con piel de hombre,

yo he de encontrarte, sé que estas cerca…

sábado, 11 de agosto de 2012

5 de Beethoven Secretos - (Cello / orquesta Cover) - ThePianoGuys




Hace tiempo que no escuchaba algo tan...tan hermoso, tan intenso, tan bello...

Ayúdame




Ayúdame a olvidarte.

No quiero que me duelas

por sentirte a cada instante,

construyendo mis quimeras.



Si no estás, si no te das

y te vistes de silencio

y solo buscas soledad

dime ¿por qué te quedas?



No quiero recordarte

besando mis laderas,

rozando con tu boca

la piel de mis hogueras.



No quiero sostenerte

en todas mis esperas,

hallarte en mis relojes

con sus agujas muertas.



No quiero ver tus labios,

ni tus manos inquietas

proclamándose dueño

de mi espalda morena.



¡Ayúdame a olvidarte!

¡desclávate del pecho!

¡deja ya de ser verbo

latiendo en mis esquelas!



¡Ayúdame a olvidarte!

¡qué muero en el recuerdo!

y estas ganas de amarte…

¡ mata de mil maneras!



Ayúdame a olvidarte,

deja ya de ser aire,

que si no puedo respirarte

¡te oxidas entre mis venas!



Ayúdame a borrarte.

Me dueles si te tengo,

latiendo piel adentro

¡sabiendo que te alejas!

viernes, 10 de agosto de 2012

Regálame





Regálame tus ojos, su luz acompasada,

esa manera inexacta de mirarme sin mirar.

La ternura escondida, en tus manos cansadas.

Un trébol, tu sonrisa, tu inmensa soledad.

Dame aquella palabra que lloró de silencios,

dame el beso marchito recubierto de sal.

Dame cada vestigio que sonroja tu boca,

cuando callada sostiene, mi nombre al pasar.

Dame todas tus horas

¡tu tiempo dormido!

aquellos sueños rotos

que te hicieron llorar.

Dame el cuenco vacío,

¡lo llenaremos juntos!

de gotas de rocío

y estrellas de coral.

Pintaremos el techo

con nubes de colores

y con las alas del viento

aprenderemos a volar.

Seremos dos solitarios

caminando junto al tiempo,

pisando charquitos blancos

de luna, lluvia y cristal.

Será tu paso mi huella,

será mi huella tu faro

y tu cuerpo será mi cuerpo,

¡arribando junto al mar!

"Pedazos de..."La petite mort""



(III.)

Estoy convaleciente,

enferma de tu ausencia,

con la boca vacía,

(apenas quedan lengua y dientes)

vestida,

de unos labios sin besos,

sin ternura, sin tu nombre empujando

para que nazca el día

sin tu nombre clamando en ellos

para que respire la vida.





(IV.)

Aún lo recuerdo con nitidez..

aún recuerdo la primera vez que te mandé callar.

Yo no escuchaba tu voz (ni mi voz)

solo veía el movimiento de tus manos,

tu respirar acompasado,

la desnudez de tu pecho

detrás de ese botón abierto y descarado…

y no podía evitar imaginar

tu boca, tus dientes ¡tus labios!

mordisqueando mis pezones sonrosados.

Si… te mandé callar

y te besé

y le di voz a mi piel

para que pudiese gritar

sobre la hermosa desnudez

de tu cuerpo,

de tus labios ya silenciados.

jueves, 9 de agosto de 2012

Un buen soldado




Con un sueño descosido bajo el pelo

y un agujero del tamaño de una bala,

volvió a su casa “pa” morirse piel adentro,

como se mueren los hombres que ya perdieron su alma.



Era un soldado, orgulloso, hábil, recto.

Su religión era su patria y un buen arma.

Nunca pensó que una bandera junto al pecho,

le llevaría hasta el horror de la mayor miseria humana.



El vio a los niños mutilados en el suelo.

Oyó los gritos de mujeres desgarradas.

Escupió sangre sobre el nicho de los muertos

y volvió a levantarse, con el sol, a la batalla.



Masticó el polvo de los tanques y los huesos

y en su fractura no logró alzar la mirada,

no halló el honor en caminar sobre desechos,

ni en sesgar vidas ajenas en una guerra gastada .



Vive intentando derrotar a su memoria,

que le traiciona con sus gritos desgarrados.

Vive muriendo en el dolor de un alma rota,

sin religión, sin patria, solo es un hombre que una vez,

soñó con ser un buen soldado.

miércoles, 8 de agosto de 2012

Pedazos de... "Le petite morte"

II.

Llegaré,

llegaré hasta la profundidad de tu mar

y desgranaré con mis labios, pedazo a pedazo,

cada gota de lluvia, de saliva y sal

y en la espuma de tu cuerpo me hundiré,

te hundirás,

como una daga

que deja en la memoria de la carne 


una herida mortal.

Pedazos de..."La petite morte"

I.

Si no estás y no estoy

y el silencio catapulta debajo de los labios

cada beso neonato

y lo entierra en la garganta,

camposanto de las voces y los llantos…

Si no estás y no estoy

dime tú ¿dónde estamos?

lunes, 6 de agosto de 2012

Si ves...






Si ves que el cielo suspira,

entre sus nubes calladas

y una suave y leve brisa

acaricia tus pestañas,

cierra los ojos y escucha…

es mi voz la que te llama,

quiere acariciar tu nuca

y susurrarte en la espalda.



Si acaso una breve lluvia

se desliza en tu ventana

y ves que nace la luna

sonriente y sonrojada,

cierra los ojos, escucha,

es mi boca que te llama,

quiere derramar dulzura

sobre tus labios de escarcha.



Si ves que el mar se hace espuma,

cuerpo de sal y de algas,

mientras avanza la bruma

al despertar la mañana,

cierra los ojos y escucha

¡es mi boca que te llama!

queriendo abrazar cada duda,

cada herida que te sangra.



Si ves que callo y sonrío

cuando estás cerca y me abrazas

y sientes en mi piel el brío

de una hembra apasionada…

¡abre los ojos! ¡escucha!

¡mírame! soy fuego y brasa

¿no ves que ya estoy desnuda?

¡que he desnudado mi alma!



Desnuda de piel para dentro

donde están naciendo alas,

que quieren volar en tu cuerpo

y enredarse entre tus albas,

allí, a la izquierda del beso

que quiere besar tu mirada…

un beso profundo e intenso

que en silencio ¡te reclama!



Si acaso un temblor te acuna

y sientes que nace una lágrima

y en mis ojos ves lagunas,

azules, con aguas claras,

no tengas miedo ¡y escucha!

ese rumor que te habla,

verás en ellos ternura…una ternura

¡que me está empapando el alma!

domingo, 5 de agosto de 2012

¿No me ves?





¿No me ves?

No ves que estoy aquí,

ante ti

proclamando bajo el cielo

que soy solo una mujer.

Una mujer de alma ancha,

de cuerpo árido, de suave escarcha,

de mar profundo, de tierra brava,

de mirada alta, de mirada clara,

con sus valles oscuros

y sus cumbres nevadas.

Mujer de fuego en el alba,

cuando en la luz de su vientre

aterriza la mañana.

Soy una mujer extraña,

que se ríe con la risa

y se ríe con las lágrimas,

que se abraza a toda vida

y se abraza a toda muerte

en la misma medida, esa inexacta medida

que sostiene la sangre en las venas del alma.

Soy una mujer que llora,

llora despacio,

respira despacio,

camina despacio,

contempla despacio…

ama lentamente,

¡pedazo a pedazo!

ya no tiene prisa,

ya perdió de vista el reloj de sus años,

se perdió mil veces

entre tramo y tramo

y sabe que la vida

no tiene regreso,

no tiene peldaños de vuelta hacia abajo.

No pido disculpas

por amarme ahora

después del naufragio.

No pido disculpas

por amarme ahora

¡por amarme tanto!

me costó una vida

y parte del costado,

me costó una vida

¡y no voy a olvidarlo!

y ahora…

ahora solo quiero

seguir caminando.

Si no puedes verme…

si aún no puedes verme

¡es que nunca has mirado!

sábado, 4 de agosto de 2012

No sabrás





Dejaré de colarme en la piel de tus horas,

como aquel polizonte que se esconde en la mar.

Dejaré de ser aire acariciando tu boca

y en tus lágrimas vivas, dejaré de llorar.



No sabrás de mis labios heridos de besos,

ni del fuego que nace en el hondo volcán.

No sabrás del latido que abruma mi pecho

ni del tierno sonido de mi voz al pasar.



No hallarás en tus ojos mis ojos rendidos

entre los azules mojados de sal.

No hallarás más caricias buscando tu ombligo

en ese remolino que nos muerde al andar.



Seguiré con mis pasos, enfilando el camino,

dormitando entre sueños de sombra y cristal.

Seguiré respirando ese dulce sonido

de aquellos violines que aún me hacen llorar.



Volverán las mañanas a besar el rocío

de una tierna amapola que aprende a suspirar.

Volverán las gaviotas a coser en su nido

el aroma del viento que comienza a volar.



Más no sabrás de ese grito

que muere en mi pecho,

que clava tu nombre

entre mi soledad.

Tú no sabrás que me he ido,

muy lejos ¡tan lejos!

donde mis ojos te olviden

¡y no te puedan llorar!

No. Tú no sabrás que has vivido

en el balcón de mis sueños

alojado en mis labios,

en cada despertar.

No sabrás que te he amado

¡qué has besado mis besos!

y ahora me voy sin regreso

¡donde termina la mar!

jueves, 2 de agosto de 2012

Dulcemente





A veces,

te me clavas en el pecho

con tu voz hecha silencio,

me acaricias ¡piel adentro!

y me sabes como un beso,

dulcemente dulce y tierno

y tus labios se hacen eco,

se abren paso en mis senderos,

se hacen piel sobre mi cuerpo,

¡incendiando mi deseo!

y te siento…

¡y te siento!

y caminas por mis horas,

¡arrebatas mis momentos!

y se encienden las farolas

de la almohada en que te sueño

y desnudas mi memoria

¡de mi tiempo te haces dueño!

y te siento…

¡te siento!

Si mi piel supiese hablar

¡nombraría hasta tu aliento!

susurraría en tu boca,

como se susurra al viento

y sabrías que te nombra,

te nombro

¡por qué en mí te estoy sintiendo!

miércoles, 1 de agosto de 2012

Necesaria





Es innecesaria,

(mi boca)

con esa inquietante necesidad de amarte.

Es irrevocablemente absurda

(mi boca)

cuando no cesa ni un momento de nombrarte…

y la ternura,

esta ternura urgente,

que se derrama en los rincones de la tarde…

(y en mi boca)

se derrama

y fluye como una cascada de labios que nacen

laten, viven, son, están ¡existen!

con el único propósito de besarte… ¡besarte!

y ser por fin boca… (en tu boca)

absurdamente, inquietantemente, irrevocablemente

¡necesaria!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...